Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

La educación, tema que nos preocupa a todos

Por: Marta Saenz Correa Los resultados obtenidos por nuestros jóvenes en el Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA, por su sigla en inglés Programme for International Student Assessment) de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), en las pruebas de...


MARTA SAENZ CORREA

Por: Marta Saenz Correa

Los resultados obtenidos por nuestros jóvenes en el Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA, por su sigla en inglés Programme for International Student Assessment) de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), en las pruebas de matemáticas, ciencias y lenguaje publicados en diciembre de 2012, se ubicaron en el puesto 62 entre 65 países evaluados, y en esta última ocasión ocuparon el último lugar entre 44 naciones. Al respecto, es importante que todos nos hagamos la pregunta del millón: ¿Como mejorar la Educación? finalmente es un problema de todos, y cuando decimos todos, nos referimos al gobierno, a las agremiaciones de docentes, a las instituciones educativas de los sectores públicos y privados, a nuestros legisladores, a las instituciones que apoyan en forma transversal la educación, ICFES, ICETEX, Colciencias, los organismos de control, y muy especialmente a los padres de familia de los jóvenes estudiantes.

Las pruebas PISA buscan medir los conocimientos y las competencias en lectura, matemáticas y ciencias, es decir en la adquisición de competencias básicas, para estudiantes de 15 años de los países que voluntariamente quieran someterse a este tipo de evaluación,. Los primeros lugares en esta prueba lo obtuvieron los jóvenes de países como Singapur, Corea, Japón, Macao-China, Hong Kong- China, Shanghái- China, Taipéi-China, Canadá, Australia, y Finlandia, en su orden, y los que ocuparon lugares de preocupación: Chile, Chipre, Brasil, Malasia, Emiratos Árabes, Montenegro, Uruguay, Bulgaria y Colombia.

Nuestros jóvenes solo lograron buenos resultados en las pruebas en las que deben interpretar información simple, o aplicar lo que aprendieron de memoria; Julian de Zubiría, consultor de educación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), afirma que en las aulas colombianas, la enseñanza le da un enorme valor a la transmisión de información insustancial y premia la memorización mientras en otros países como China, se estimula el pensamiento crítico y el uso de los conceptos científicos en la vida cotidiana, y los niños trabajan en equipo en torno a un proyecto y con un propósito.

Creo que es de interés para todos, compartir las conclusiones del Exministro Guillermo Perry quien encabezó un estudio de la Fundación Compartir, sobre la Educación en Colombia, considerando que una de las claves para mejorar la calidad de la educación es mejorar la calidad de los docentes, sustenta lo dicho en que en el país no existen las condiciones para que sea atractivo ir a la docencia y la sociedad debe valorar el papel de los maestros.

La propuesta del estudio es que los docentes salgan de entre los mejores estudiantes de bachillerato y universidad, que además sean evaluados en su trabajo de forma tal que se les permita orientar sus debilidades y pueda mejorar, y debe asignárseles una buena remuneración. Si se logra trabajar en estas variables en un término de diez años podremos lograr superar la deficiencia en la calidad de la educación. El estudio igualmente propone rediseñar las facultades de educación, realizar una fuerte campaña de reclutamiento de los mejores estudiantes de bachillerato que les permita ver que ser docente es una opción importante, y asignarles una beca completa.
Tenemos que tener presente que una mejor educación, no solo hace al país más competitivo económicamente, sino que además es una vacuna contra la desigualdad, una educación de calidad para los niveles socio-económicos bajos reduce el efecto de esas desventajas de falta de dinero, de capital social, que suelen significar una derrota en la competencia por la educación superior y el mercado laboral. Además una educación pública de calidad, puede convertir la escuela en un espacio de integración social y de construcción ciudadana, en el que personas con diferentes trayectorias de vida se reconozcan como iguales.

Nuestro país ha logrado avances importantes en materia de cobertura, mejoramiento de la infraestructura, conectividad y creación de un sistema nacional de evaluación de la calidad. Sin embargo la calidad es baja; si observamos los resultados de las pruebas recién obtenidos, el 74% de los estudiantes colombianos se rajaron, mientras que el Promedio general de rajados para todos los países fue del 32%. La ministra del ramo, Dra. María Fernanda Campo, con humildad ha reconocido que en los resultados de las pruebas saber que se aplican a los estudiantes en los grados 5, 9 ,11 se observan deficiencias en el desarrollo de competencias básicas: comunicativas, matemáticas y científicas, es decir se encuentra que un 70% de nuestros estudiantes no alcanzan desempeños mínimos, requeridos y esperados. De igual forma lamenta los resultados de la prueba PISA, porque no hay nada que genere más inequidad social que una educación de baja o mala calidad.
Finalmente, lo importante de la preocupación nacional de mejorar las deficiencias y debilidades de la educación, es que todos concienciemos, tanto los padres de familia, el gobierno representado por la ministra, los candidatos presidenciales, los empresarios, los docentes agremiados en FECODE, que mejorar la calidad de la educación es una prioridad, que el tema central es mejorar la calidad de los docentes, y que en el escenario actual Colombia se encuentra rezagada en el tema de la educación.



¿Qué opinas de esto?