Así se sostuvo financieramente el San Jerónimo pese a baja en la facturación

Durante los meses críticos de la pandemia la facturación bajó un 70% por el cierre de servicios y especialidades.


Montería. La cancelación de servicios y especialidades durante los meses críticos de la pandemia por el COVID-19 afectó notablemente las finanzas del hospital San Jerónimo de Montería. La ESE pasó de factura al $5.000 millones mensuales a $1.700.

Para mantener la operación corriente que cuesta alrededor de $3.700 millones de pesos al mes, el hospital adoptando varias medidas, entre ellas apretar a las EPS que tienen deudas vigentes y con apoyo de la Supersalud se lograron acuerdos de pago para recuperar $7.000 millones.

“Esos recursos permitieron apalancar la operación corriente durante los dos meses más críticos de la pandemia. Pero además se hizo un plan de austeridad en el gasto de medicamentos e insumos de aquellos servicios que nos estaban prestando logrando ahorrar 4.000 millones de pesos”, dijo Rubén Trejos Castrillón, agente interventor del hospital.

Lea también  Reportan 75 nuevos casos de COVID-19 en Córdoba y dos fallecimientos

Con estas medidas se logró pagar contratistas, personal asistencial y ponerse al día con prestaciones sociales, intereses de cesantías y próximamente el pago de cesantías a quienes tengan derecho.

Adicionalmente se lograron hacer descuentos financieros con los proveedores, estrategia que se utilizó para que el hospital terminará financieramente bien el 2020. La gerencia de la ESE espera que este año la facturación del hospital se estabilice con la reapertura de los servicios que por casi tres meses estuvieron cerrados.



Join the Conversation

Join the Conversation