Funcionarios de la Cancillería están ‘desilusionados’ por el nombramiento de Benedetti como embajador

Esperaban que los representantes del país en organismos internacionales fueran seleccionados de la carrera diplomática.


El reciente nombramiento del exsenador Armando Benedetti como embajador de Colombia ante la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) no ha sido bien recibido ni siquiera entre los trabajadores de la Cancillería. A pesar de las críticas provenientes de diversos sectores políticos y de la ciudadanía, el Gobierno oficializó el nombramiento, lo cual ha generado malestar entre los propios funcionarios de la Cancillería.

Según informes, los empleados de la Cancillería consideran que Benedetti no cumple con los requisitos necesarios para desempeñar el papel de embajador, destacando la falta de acreditación del dominio de un segundo idioma, un requisito fundamental para dicho cargo. Además, señalan que Benedetti no forma parte de la carrera diplomática y no ingresó a través de un concurso público, generando preocupación sobre su proceso de especialización.

Lea también  Gobierno responde a ELN que decisiones unilaterales generan “crisis innecesarias”

La Unión de Funcionarios de Carrera Diplomática y Consular (Unidiplo) emitió un comunicado en el que hace un llamado al Gobierno colombiano para que «priorice el mérito» en los nombramientos de cargos relacionados con la política exterior. María Angélica García, presidenta de Unidiplo, expresó su desilusión y cuestionó el papel de Benedetti como embajador en Venezuela, señalando actitudes preocupantes durante su misión en ese país.

La designación de Benedetti ha generado tensiones y preocupaciones entre los trabajadores de la Cancillería, quienes esperaban que los representantes del país en organismos internacionales fueran seleccionados de la carrera diplomática.