Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Plan de Alimentación Escolar de Córdoba, ejemplo nacional

Los nutrientes del Plan de Alimentación Escolar en Córdoba ayudan al rendimiento educativo de los niños.


Esta estrategia ha hecho que los niños se sientan más atraídos hacia la escuela; y se ve fortalecida la permanencia de alumnos dentro del sistema, reduciendo de esta manera la deserción escolar.

El Plan de Alimentación Escolar (PAE) ha sido el programa bandera y pilar fundamental de la administración del gobernador Edwin Besaile Fayad, quien en numerosos actos públicos lo ha catalogado como la ‘niña de sus ojos’ y el proyecto de trascendencia social más importante de Córdoba.

Ha sido un programa transversal manejado con responsabilidad y velando porque cada peso sea invertido de forma correcta y en beneficio de 145.977 niños, niñas, adolescentes y jóvenes atendidos bajo esta modalidad de complemento alimentario en las Instituciones Educativas oficiales del departamento.

Cuando en otras ciudades del país el programa sufre de mala ejecución, falta de planeación, operadores incumplidos y desfinanciación; en Córdoba es un ejemplo de gestión en el país, y así fue destacado recientemente por el Ministerio de Educación Nacional.

Con una ejecución superior al 87% el Programa de Alimentación Escolar para la vigencia 2017 en Córdoba, se ubica como el segundo en el Caribe con mejor eficiencia en su ejecución, reduciendo ostensiblemente el nivel de insatisfacción y las quejas respecto a la calidad, cantidad y oportunidad de los alimentos suministrados.

Ver una sonrisa radiante en el rostro de los miles de alumnos que reciben las raciones alimentarías, vale todo el esfuerzo presupuestal hecho por la Nación y el departamento, con recursos que en la vigencia 2017, superaron los 29 mil millones de pesos.

Córdoba atiende con complementos nutricionales a 167.867 estudiantes y con almuerzos a 25.478 alumnos en jornada única.

Es un programa con sentido social para el departamento puesto que contribuye con el acceso y la permanencia escolar de los niños, niñas y adolescentes. Al corte de la vigencia 201, se entregaron más de 15 millones de complementos nutricionales y aproximadamente un millón 900 mil almuerzos.

El Consorcio Alimento Caribe fue el responsable por la ejecución del PAE en Córdoba y desde que inició el suministro, el 20 de febrero de 2017, cumplió a cabalidad con el calendario escolar definido con la resolución 0591 de 2016.

Los recursos del PAE en Córdoba son sagrados


Si existe algún programa vigilado en el departamento de Córdoba, es el Plan de Alimentación Escolar, el cual tiene encima los ojos de la Administración Departamental, entes de control y comunidad en general.

Para la correcta inversión de los recursos públicos destinados a satisfacer las necesidades en la alimentación de los educandos del departamento, se han coordinado una serie de actividades durante la vigencia 2017, en aras de dar tranquilidad y mostrar la transparencia en la gestión pública de dicho programa.

Así las cosas, durante la actual vigencia se realizaron visitas de inspección y supervisión de los comedores escolares de diferentes Instituciones Educativas en 27 municipios no certificados de Córdoba, por parte del grupo de apoyo del consorcio Alimento Caribe.

En dichas visitas de inspección se evalúa el estado del menaje y elementos de cocina existentes en el inventario de las Instituciones Educativas, así como la infraestructura de cada uno de los comedores escolares.

Como resultado se obtuvo el inventario en el informe detallado de cada plantel, con la intención de elaborar una lista de instituciones priorizadas para la entrega de nuevos menajes y elementos de cocina, así como el mejoramiento en la infraestructura de algunos comedores escolares.

Fue un trabajo titánico y constante, todos los meses de ejecución se realizaron visitas de inspección y supervisión en las que participaron 8 ingenieros de alimentos, con el fin de realizar el seguimiento y apoyar los procesos del Plan de Alimentación Escolar en su etapa de ejecución.

Se evaluaron los gramajes de las raciones suministradas a los titulares de derecho, los horarios del consumo, las condiciones de preparación y calidad de los alimentos así como la implementación de las buenas prácticas de manufactura por parte de las manipuladoras de alimentos, verificando la aplicación de los formatos que conforman el plan de saneamiento y la calidad de las materias primas y finalmente el seguimiento al control de la entrega de las raciones y asistencia diaria al comedor por parte de los beneficiarios.

Gracias a esta vigilancia, en Córdoba durante la vigencia 2017 no se presentaron casos de intoxicaciones masivas por alimentos suministrados en el Plan de Alimentación Escolar Departamental.

En otro aspecto donde se hizo especial énfasis, fue la inspección sanitaria de la bodega de almacenamiento de los alimentos en el municipio de Montería, con el fin de garantizar la calidad de los alimentos que son ofrecidos a niños, niñas y adolescentes.

Estudiantes, padres y rectores, veedores del programa

En el departamento de Córdoba se vincularon a las instituciones educativas, especialmente a los rectores y Secretarios de Educación de 27 municipios, para que fuesen veedores de la ejecución del Plan de Alimentación Escolar (PAE).

Desde el inicio de la ejecución de este contrato se realizaron reuniones periódicas con los rectores de cada uno de los establecimientos educativos beneficiarios, estudiantes y padres de familia, a fin de explicarles sobre la operatividad del mismo y los lineamientos establecidos por el Ministerio de Educación Nacional.

En estas reuniones se concertaron temas como el número de los cupos atendidos por Institución Educativa, los días de las entregas, horarios para el consumo de los alimentos por parte de los alumnos beneficiarios y un seguimiento estricto a la entrega de las raciones alimenticias.

De esta manera los directos beneficiarios, la comunidad educativa y los funcionarios responsables de la vigilancia en temas de salubridad, fueron testigos de la forma pulcra, organizada y bien estructurada con la cual se ha manejado el programa bandera de la Gobernación de Córdoba.

Capacitación y organización, claves del éxito

Conscientes de que la mayoría de los problemas presentados en otros departamentos del país con la ejecución del Programa de Alimentación Escolar tienen que ver con falencias en la estructuración del mismo y personal no capacitado con fallas a la hora de manipular los alimentos, durante la administración de Edwin Besaile Fayad, se hizo énfasis en fortalecer estos escenarios.

En ese orden de ideas se llevaron a cabo capacitaciones para todo el personal de apoyo, los cuales están comprendidos por los coordinadores municipales y las manipuladoras de alimentos.

Con los coordinadores municipales se realizó una capacitación enfocada en adoptar precauciones, tomar las medidas preventivas necesarias para evitar la contaminación y deterioro de los alimentos.

Fueron atendidas todas las dudas y sugerencias realizadas por el grupo de apoyo en las distintas jornadas pedagógicas realizadas en cada una de las Instituciones Educativas, donde opera el PAE.

Otro frente importante fue el de las manipuladoras de alimentos, las cuales se capacitaron en todos los municipios, sensibilizándolas de la terminología, conceptos básicos y disposiciones legales para producir los alimentos que finalmente consumen nuestros niños y niñas.

Las manipuladoras obtuvieron conocimientos de los lineamientos del Plan de Alimentación Escolar, recepción y almacenamiento de los alimentos, guías de preparación, procedimientos de limpieza y desinfección, así como el manejo de residuos sólidos y líquidos.

Dando cumplimiento a lo establecido en los lineamientos del PAE, cada una de las manipuladoras de alimentos recibió su uniforme y dotación de acuerdo a la norma sanitaria.

Las manipuladoras de alimentos fueron sometidas a exámenes de laboratorio, pruebas KOH, frotis de garganta y coprológico, para conocer la aptitud de quienes laboran en los comedores escolares de las Instituciones Educativas en 27 municipios no certificados del departamento de Córdoba.

Personal médico acreditado fueron los encargados de realizar los exámenes de laboratorio a las procesadoras de alimentos y dar el aval de aptas para desempeñar dichas funciones.

Infraestructura y calidad van de la mano

En Córdoba se hicieron importantes esfuerzos presupuestales para mejorar la dotación y los comedores escolares en varios municipios beneficiarios del Programa de Alimentación Escolar.
También se suministró agua potable, gas propano e implementos de aseo a las instituciones educativas de 27 municipios de Córdoba, donde el Plan de Alimentación Escolar llega con su oferta alimenticia.

Durante 163 días tuvieron agua potable y gas propano para preparar los alimentos, al igual que los implementos de aseo a fin de garantizar la asepsia en los lugares de preparación y la inocuidad de los alimentos.

Ejecución a cabalidad

El compromiso de suministrar alimentación escolar a los niños, niñas y adolescentes bajo la modalidad de complemento alimentario en la jornada de la mañana y tarde, se cumplió siguiendo los lineamientos técnicos, administrativos y financieros definidos por el Ministerio de Educación Nacional.
La entrega de las raciones y almuerzos se hicieron siguiendo la base de datos suministrada a la Gobernación de Córdoba, de los alumnos registrados en el SIMAT 2017, y cumpliendo con la minuta aprobada por la Gobernación de Córdoba, durante todo el calendario escolar.

Es de aclarar que el contrato inicial se atendió con una cobertura de 140.540 escolares en la modalidad de complemento alimentario y 15.651 almuerzos a los cuales se les suministraron las raciones desde el período comprendido entre el 20 de febrero de 2017 al 28 de agosto de la misma vigencia.
Se hizo una adición por 1.147 millones de pesos para atender a 10.214 escolares cobijados por la estrategia de jornada única en Ayapel, Pueblo Nuevo, Tierralta, Valencia, Puerto Escondido, Los Córdobas, San Antero y San Bernardo del Viento, suministrando complementos alimentarios y almuerzos.

Posteriormente se hizo una adición por más de 9 mil millones de pesos y prórroga de ejecución por 36 días, para la atención integral de 167.867 estudiantes en la modalidad de complemento alimentario y 25.478 alumnos en la modalidad de almuerzo, cobijados por la estrategia de jornada única.

Se denota la organización y el éxito de este proceso en el control de asistencia diaria de los niños y niñas y adolescentes a los comedores escolares de las Instituciones Educativas vinculadas al PAE.

Ministerio de Educación, garante de la ejecución

Las visitas de seguimiento y control al PAE, realizadas por el Ministerio de Educación Nacional en cabeza de Ingrid Acevedo, profesional del enlace, son un ejemplo del seguimiento y control del cual fue objeto este importante programa.

Fueron visitadas las instituciones educativas de los municipios de Tierralta, Valencia, Ayapel, Cereté y San Carlos, concluyendo en cada una de estas que las condiciones de la prestación del servicio de alimentación escolar en las instituciones educativas priorizadas, era óptima.



¿Qué opinas de esto?