Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

La quinta es la vencida: Eduardo Hernández comió 7 libras y media de “arroz colorao” y se coronó campeón

Eduardo Hernández un joven albañil del barrio El Carmen de Cotorra, se llevó el primer puesto del reciente Festival del Arroz Colorao, que se celebró en el corregimiento El Cedro de este municipio, luego de comer en menos de 90 minutos, un total de siete...


Eduardo Hernández un joven albañil del barrio El Carmen de Cotorra, se llevó el primer puesto del reciente Festival del Arroz Colorao, que se celebró en el corregimiento El Cedro de este municipio, luego de comer en menos de 90 minutos, un total de siete libras y media del popular arroz, preparado especialmente para la ocasión por doña Carmiña Montalvo.

arrozconcursantes
Foto por @ArturoCeret

Esta era la quinta vez que participaba en el concurso, en donde el año anterior quedó de segundo, por lo cual se propuso “prepararse mejor”, dijo que lo logró “echándole otra libra de yuca al desayuno , con dos plátanos y una librita más de arroz al almuerzo”, así su estómago estuvo listo para dar la batalla.

y así fue, en menos de hora y media, comió 7.5 libras del arroz hecho con achiote, ají y aceite, el famoso arroz cuyo nombre deriva de su color característico. En esta versión, la Octava del concurso, participaron 9 hombres, quienes uno a uno fueron dándose por vencidos después de engullir tres, cuatro o hasta 5 libras.

Foto Por: @JuanUbarnes
Cerca de 60 libras de “arroz colorao” fueron preparadas por doña Carmiña para el concurso/ Foto Por: @JuanUbarnes

Al final, Eduardo, padre de una niña y un bebé que viene en camino,  quedó frente a frente con Lucio“El Mono” López, ganador del año anterior con 6 libras, y quien en esta oportunidad, después comer 6 libras y media no pudo alzar una cucharada más.

Poco a poco Eduardo fue dejando a sus contendores atrás.
Poco a poco Eduardo fue dejando a sus contendores atrás.

Eduardo, paciente y pasando con agua, logró superar a su adversario por una libra de arroz más, lo que lo hizo merecedor de un premio de 200 mil pesos y una botella de ron, Lucio ganó 100 mil y su respectivo litro de licor.

“Le doy gracias a la Virgencita del Carmen por este triunfo, y a Dios, que me ayudó a prepararme, hace mucho rato que lo venía intentando, hasta que lo logré, mi mujé no come casi, por eso yo tuve que comer el doble pa’ ganarme el título”, exclamó.

El récord aún lo mantiene Evangelista Roatán, campesino de la vereda el Abanico en San Pelayo, quien en la segunda versión del concurso ganó luego de comer  7 libras y media, más cuatro onzas del delicioso arroz colorao.

 



¿Qué opinas de esto?