Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

‘Gracias a Dios y a la coca, subsistimos’: Campesinos de Gallo

Tierralta. Los labriegos de esta apartada zona del departamento, ubicada en un punto remoto de nuestra geografía, rodeada por el embalse de Urrá y cerca de las montañas del Nudo del Paramillo, dicen sobrevivir cultivando coca, pues no tienen otra forma sustento. Los pocos cultivos...


Tierralta. Los labriegos de esta apartada zona del departamento, ubicada en un punto remoto de nuestra geografía, rodeada por el embalse de Urrá y cerca de las montañas del Nudo del Paramillo, dicen sobrevivir cultivando coca, pues no tienen otra forma sustento.

Los pocos cultivos de pan coger como yuca, plátano y ñame solo logran calmar el hambre, pero no generan ingresos para cubrir otras necesidades del hogar; confiesan que por años se dedicaron a cultivar la planta que el Gobierno quiere erradicar.

Integrante de la Comisión verificadora, recorre la población en compañía de un militar.
Integrante de la Comisión verificadora, recorre la población en compañía de un militar.

Históricamente el Nudo del Paramillo, ha sido utilizado por las Farc y otros grupos armados ilegales para sembrar coca, aprovechando la agreste vegetación y la declaración de zona protegida, allí confluyen intereses de varios grupos armados, por la disputa del territorio.

Los cultivos ilícitos en esa zona de Córdoba aumentaron en un 39%, según el más reciente informe de las autoridades, incluyendo al departamento en la lista de los 10 más afectados por este flagelo.

Artículo relacionado: Por aumento de cultivos ilícitos anuncian controles a ingreso de cemento y combustibles a Córdoba

El Secretario de Gobierno Departamental, Juan José González, calcula que en el Alto Sinú hay cerca de 600 hectáreas de cultivos ilícitos, frente a las casi 400 contabilizadas en 2014, aumento considerable derivado tras la suspensión de las aspersiones aéreas.

Sin embargo, los campesinos aseguran estar dispuestos a dar un paso de fe en el proceso de paz y se comprometieron a arrancar con sus propias manos los cultivos ilícitos, si el Gobierno colombiano llega hasta ellos con programas serios en sustitución de cultivos.



¿Qué opinas de esto?