Docentes victimas de extorsiones, no se atreven a denunciar: Ademacor

Los maestros siguen siendo uno de los gremios más azotados por la violencia en Colombia, ahora son víctimas de las llamadas vacunas, que cobran los grupos armados ilegales y hasta la delincuencia común. Según Jorge Luis Bruno Barrios, Secretario General de la asociación de Maestros...


Los maestros siguen siendo uno de los gremios más azotados por la violencia en Colombia, ahora son víctimas de las llamadas vacunas, que cobran los grupos armados ilegales y hasta la delincuencia común.

Según Jorge Luis Bruno Barrios, Secretario General de la asociación de Maestros de Córdoba, Ademacor, se ha vuelto común que, en ciertas zonas del departamento, los profesores reciban llamadas de quienes dicen pertenecer a bandas criminales y les piden dinero, so pena de no atentar contra ellos y sus familias.

Aunque el gremio de educadores ha revelado que las extorsiones son un problema de vieja data, lo que en realidad preocupa a Ademacor, es el alto sub registro de maestros que no denuncian, por temor a las represalias de los violentos.

Lea también  Dian embargó las cuentas de San Onofre en medio de crisis por COVID-19

“En estos momentos hay compañeros que vienen siendo intimidados y extorsionados, pero no denuncian, por físico miedo, sabemos que no es en un solo municipio, es prácticamente en todo el departamento”, precisó Bruno Barrios.

Aunque las extorsiones son más frecuentes en los municipios del Sur de Córdoba, como Puerto Libertador, Valencia, Tierralta y Montelíbano, el mayor reporte de los casos que sí son dados a conocer, lo tiene Montería con aproximadamente 150 denuncias de educadores que se atrevieron a revelar el problema.

Jorge Bruno, Secretario General de Ademacor.
Jorge Bruno, Secretario General de Ademacor.

“Los primeros casos se presentaron en Tierralta y Valencia, pero luego se extendió hacia la zona costanera y hoy no hay sitio vedado para estos grupos que vienen exigiéndole vacuna a los maestros”, indicó Jorge Bruno Barrios.

De acuerdo con la Federación Colombiana de Educadores, Fecode, el gremio de Maestros en Colombia se ha convertido en el nuevo blanco de los extorsionistas, debido a la cultura de ahorro que los docentes tienen en las cooperativas y bancos.

Lea también  Turista de 85 años fue dada de alta en Cartagena tras curarse de COVID-19

“En Colombia hay 300.000 profesores afiliados a 32 sindicatos y en cada uno hay cooperativas donde guardan dinero y reciben préstamos fácilmente. “Además de ser ahorradores, los maestros son fáciles de intimidar, en parte porque han sido víctimas durante años y porque no están acostumbrados a tratar con delincuentes”, comentó un investigador”, en un reciente artículo publicado por la revista Semana.

No obstante, los educadores que laboran en zonas de difícil acceso y con presencia viva de actores armados, sufren una situación aún más caótica, aparte de luchar contra las intimidaciones, el simple hecho de ir a trabajar a diario representa un desafío, a algunos los vence el temor y deciden pedir traslados, lo que ha originado un preocupante déficit de educadores en las zonas rurales, principalmente al sur del departamento.

Lea también  Turista de 85 años fue dada de alta en Cartagena tras curarse de COVID-19

“Esta es una situación de la que ya se ha puesto en conocimiento a las autoridades, porque se pueden originar desplazamientos y peticiones de traslados, queremos que incluso organizaciones de derechos humanos miren esta problemática en Córdoba”, precisó.

El Secretario General de la Organización Sindical reveló que están consolidando los datos estadísticos, para conocer el número exacto de docentes que se sienten amenazados y que han realizado peticiones de traslados por estar en zonas donde el conflicto armado ha vuelto a ser protagonista.