Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Resiliencia para momentos de crisis

Por: Marta Sáenz Correa.


*Marta Saenz Correa.

Por: Marta Sáenz Correa

A veces la vida nos pone a prueba y plantea situaciones difíciles que pareciera superan nuestras capacidades. Sin embargo, todos tenemos la oportunidad de decidir qué hacemos en los momentos más difíciles y cómo los afrontamos, aun cuando las circunstancias nos pueden llevar al límite y hacer que nos cuestionemos si tenemos la voluntad necesaria para continuar en la lucha. En este punto tenemos dos opciones: dejarnos vencer y sentir que hemos fracasado o apostar por la resiliencia, sobreponernos y salir fortalecidos.

Las ganas de salir adelante que muestran y practican muchas personas, no aparecen por casualidad; hay una fuerza que los seres humanos desarrollan de forma especial en momentos de crisis. La resilencia es el arte de superar los momentos difíciles, la capacidad o aptitud para mirar a la vida de manera positiva, superar los obstáculos y ser feliz que se consigue con motivación y fuerza de voluntad. Las mejores experiencias y los grandes aprendizajes suelen venir después de momentos de crisis.

Para las personas resilientes no existe una vida dura, sino momentos difíciles. Y no se trata de la adquisición terminológica, sino de una manera diferente y más optimista de ver el mundo ya que son conscientes de que después de la tormenta viene la calma. Las personas resilientes no nacen, se hacen, lo cual significa que han tenido que luchar contra situaciones adversas o que han probado varias veces el sabor del fracaso y no se han dado por vencidas. Al encontrarse al borde del abismo, han dado lo mejor de sí y han desarrollado las habilidades necesarias para enfrentar los diferentes retos de la vida.

Se considera que las personas más resilientes tienen mayor equilibrio emocional frente a las situaciones de estrés y soportan mejor la presión, lo que les permite tener una sensación de control de los acontecimientos que les ocurren y una mayor capacidad para afrontar los retos. Existen mecanismos que nos protegen como pueden ser la intuición, el sentido del humor, la capacidad de analizar y anticiparse a los problemas o dificultades, una visión estratégica, rodearse de buenos amigos, y tener tiempo para disfrutar del ocio.

Un punto importante para fortalecer la resiliencia es reconocer que la crisis es parte de la vida humana, acompaña a la persona a lo largo de su desarrollo y que por ello es fundamental fortalecerla desde la edad temprana a través de la forma como la familia va enfrentando los problemas que se le presenten, que puede ser de aceptación o evasión. Si enfrentamos las crisis con aceptación, estaremos dispuestos a encontrar herramientas que nos permitan protegernos, proteger a los otros, y buscar soluciones a los problemas.

Para destacar:

La resiliencia está relacionada con la autoconfianza, la flexibilidad, la orientación al logro, el reconocimiento, el amor propio y el pensamiento positivo.



¿Qué opinas de esto?