Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Deporte, más que salud

Por: William Mercado Echenique


En el auge de la promoción de la actividad física como parte fundamental de un estilo saludable y requisito indispensable para mantenerse en forma, se encuentra un pequeño grupo de personas que, movidos por múltiples razones, ven en la práctica de alguna disciplina deportiva la razón de ser de sus vidas.

Así se encuentran sectores que se enfocan en especializarse en un deporte olímpico, con el ánimo de superar marcas personales y mundiales, que les permitan ganar medallas, que además de representar el cumplimiento de un sueño o de las metas propuestas, también sea el principio para brindar seguridad a sus familias, como lo es, la adquisición de una casa propia, provista por el estado en cualquiera de sus niveles, es decir, ya sea a nivel nacional, departamental o municipal.

Están quienes por gustos que se manifiestan a tempranas edades inician como parte de las actividades a las que acuden los padres, como parte de la crianza y la interacción familiar, y que posteriormente se convierten en apoyo decisivo, en el desarrollo de competencias que les permiten sobresalir entre sus pares.

Por otro lado, se ven personas que son el resultado de una serie de variables y factores, que parecieran desarrollar superpoderes, encontrando en ellos una fortaleza física y mental que parecieran de otro mundo; con constancia, disciplina y dirección inalterables.

Gracias a la variada baraja que en materia deportiva se mueve en el país, en los últimos años y especialmente en los recientes días, hemos podido disfrutar de los triunfos de deportistas que, gracias a su tenacidad y perseverancia, han alcanzado los más altos títulos en las competencias más importantes del mundo en disciplinas como el tenis, el boxeo y el ciclismo, dejándonos además de la alegría que amablemente han compartido con todo un país, una cantidad de lecciones de vida.

Un punto en común es la capacidad de superación, y no hago referencia a condiciones de precariedad económica, sino a la de superar un obstáculo tras otro, sin dejarse amilanar. A la habilidad de transformar todas esas situaciones difíciles, en la energía necesaria para continuar con más fuerza y entereza.

Todo cuenta. Lo que se puede controlar a nivel interno, así como aquello que de ninguna manera depende de la persona. Indudablemente hay días en las que todo se alinea para que las cosas salgan mejor de lo que se esperaba – también pasa todo lo contrario -.

Decisión, entendida como la forma de comunicarle al mundo que se está ahí para grandes cosas. Que ya no hay vuelta atrás, que se vino al universo fue a eso, que esa es la misión que hay que cumplir.

En los comentarios se escucha el cliché de que los sueños se cumplen, pero más allá de eso, lo que vemos son seres humanos criados en hogares totalmente diferentes, con costumbres distintas, condiciones económicas disímiles, con diversas motivaciones, que al parecer nacieron con la estrella necesaria para que en ellos podamos ver la fuerza de la esperanza y la convicción de que cada día esperemos que lo mejor está por pasar.



¿Qué opinas de esto?