Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Condena histórica a 21 exmilitares por “falsos positivos” de Soacha

Alrededor de 37 y 52 años fue la condena interpuesta por la Juez Primera Especializada De Cundinamarca al coronel retirado del Ejército, Gabriel de Jesús Amado Rincón y otros 20 exmilitares, responsables de la muerte cinco jóvenes que fueron reclutados mediante engaños en Soacha (Cundinamarca)...


Alrededor de 37 y 52 años fue la condena interpuesta por la Juez Primera Especializada De Cundinamarca al coronel retirado del Ejército, Gabriel de Jesús Amado Rincón y otros 20 exmilitares, responsables de la muerte cinco jóvenes que fueron reclutados mediante engaños en Soacha (Cundinamarca) y terminaron apareciendo asesinados en Ocaña (Norte de Santander), donde los hicieron pasar como miembros de bandas criminales, en 2008.

Por estos hechos, 21 exmilitares fueron condenados por los delitos de desaparición forzada, concierto para delinquir agravado y homicidio agravado. Además, la juez ordenó pedir excusas públicas por los crímenes.

Igualmente, por concurso heterogéneo sucesivo y desaparición forzada agravada, fueron condenados los militares Gabriel de Jesús Rincón, Mauricio Blanco Barbosa y Juan Gabriel Espinoza Restrepo, quienes fueron identificados como coautores penales de los asesinatos, razón por la cual deberán pagar una condena de 46 años de prisión y una multa de 1.100 salarios mínimos.

En medio de la audiencia, se leyó un informe de Medicina Legal en el que se relata de manera detallada los maltratos físicos de los que fueron víctimas los jóvenes que fueron ultimados con tiros de gracia.

Carmenza Gómez, mamá de Víctor Fernando Gómez Romero, uno de las cinco víctimas cree que se hizo justicia. “No es una alegría, pero es un poco de satisfacción”, afirmó.

Por falsos positivos ya fueron condenados otros seis militares implicados en el asesinato de Fair Porras, quien también desapareció en Soacha.



¿Qué opinas de esto?