Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

ONU pide tregua humanitaria inmediata en ciudad ucraniana

PRENSA LATINA El coordinador humanitario de la ONU en Ucrania, Neal Walker, llamó hoy a una tregua inmediata en la ciudad de Debaltsevo, región de Donetsk, donde se reportan cruentos combates. La convocatoria a las tropas gubernamentales y a los rebeldes fue realizada para permitir...


PRENSA LATINA

El coordinador humanitario de la ONU en Ucrania, Neal Walker, llamó hoy a una tregua inmediata en la ciudad de Debaltsevo, región de Donetsk, donde se reportan cruentos combates.

La convocatoria a las tropas gubernamentales y a los rebeldes fue realizada para permitir la salida de los civiles que deseen abandonar la estratégica localidad, así como permitir la entrada de ayuda.

Según Walker, citado aquí por el portavoz del Secretario General de Naciones Unidas, Stéphane Dujarric, la situación en el sureste del país sigue deteriorándose, lo cual dificulta cada vez más la asistencia a la población afectada por las hostilidades.

Muchas personas necesitan ser evacuadas de Debaltsevo, dijo el coordinador, quien recordó que bombardear áreas civiles viola las leyes internacionales humanitarias.

De acuerdo con Walker, “reportes creíbles indican que las posiciones militares están peligrosamente cerca de áreas muy pobladas y de hospitales, escuelas, orfanatos y hogares de ancianos”.

A mediados de mes, el gobierno reanudó los bombardeos contra zonas dominadas por los rebeldes, quienes el año pasado proclamaron la independencia de Donetsk y Lugansk, en el Donbass, en rechazo al golpe de Estado de febrero de 2014, las elecciones para legitimarlo y la postura radical de las nuevas autoridades en Kiev.

Los federalistas también atacan a los militares, en un conflicto al que se le atribuyen más de cinco mil muertos y casi un millón de desplazados, desde abril último.

Pese a las gestiones diplomáticas en curso y los protocolos pactados en Minsk, Belarús, en septiembre pasado, prosiguen los enfrentamientos y las acusaciones mutuas de las parte por el daño causado a civiles.

Naciones Unidas insiste en exigir un alto el fuego, en sintonía con los acuerdos de Minsk y la urgencia de abrirle espacios al diálogo.

Para este viernes fue programada otra ronda de negociaciones del Grupo de Contacto en la capital de Belarús, entre representantes de Kiev y las repúblicas insurgentes, pero no se conocen detalles de la mediación.