Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Embajadores de doce países manifiestan su respaldo al Parlamento, disuelto por Maduro

Los diputados opositores ven en el decreto una “disolución” de facto del Parlamento, pese a que este puede seguir reuniéndose y sus miembros mantienen sus puestos.


Los representantes de las embajadas de de España, Holanda, Chile, Italia, Alemania, Austria, Argentina, Polonia, México, Francia, Reino Unido y Portugal acudieron este sábado a la sede del Parlamento venezolano (de mayoría opositora), a expresar su apoyo luego que la Asamblea Constituyente se apropiara de sus competencias, y se anunciara su disolución.

Así mismo, diplomáticos de varios países, quienes han rechazado la Constituyente instaurada por el oficialismo, también han acudido a apoyar el Parlamento.

La Constituyente aprobó este viernes atribuirse las competencias del Parlamento, al que acusa de trabajar para “entorpecer” al país.

El Parlamento celebra hoy una sesión para adoptar una resolución sobre la medida tomada el viernes por la Constituyente, un órgano que los opositores tildan de “fraudulento” y ven como un instrumento del Gobierno de Nicolás Maduro para consolidar una dictadura en el país.

Mediante un decreto el cuerpo plenipotenciario aprobó el viernes “asumir las competencias para legislar sobre las materias dirigidas directamente a garantizar la preservación de la paz, la seguridad, la soberanía, el sistema socioeconómico y financiero, los fines del Estado y la preeminencia de los derechos de los venezolanos”.

Los diputados opositores ven en el decreto una “disolución” de facto del Parlamento, pese a que este puede seguir reuniéndose y sus miembros mantienen sus puestos.

La comunidad internacional ha manifestado su condena ante tales medidas, entre los cuales, las más fuertes reacciones se han escuchado desde Estados Unidos y algunos países europeos.

Con información de Agencia EFE.



¿Qué opinas de esto?