“Para donde uno se mueva, el enemigo también trata de moverse”: Jaramillo

El saliente Comandante de la Brigada XI del Ejército, Coronel Luis Fernando Jaramillo, aseguró que fueron muchos los resultados positivos que logró obtener al mando de esta unidad militar, pero reconoció, que aún quedan tareas pendientes para consolidar la lucha contra los grupos armados ilegales y el narcotráfico. Jaramillo, será reemplazado por el Coronel Ulises Figueredo Barón, quien fuera el comandante de la Brigada Móvil N° 11 con sede en el Municipio de Dabeiba, Antioquia. El nuevo destino del Coronel...


El saliente Comandante de la Brigada XI del Ejército, Coronel Luis Fernando Jaramillo, aseguró que fueron muchos los resultados positivos que logró obtener al mando de esta unidad militar, pero reconoció, que aún quedan tareas pendientes para consolidar la lucha contra los grupos armados ilegales y el narcotráfico.

Jaramillo, será reemplazado por el Coronel Ulises Figueredo Barón, quien fuera el comandante de la Brigada Móvil N° 11 con sede en el Municipio de Dabeiba, Antioquia.

El nuevo destino del Coronel Jaramillo, estará en la capital del país en Inspección General del Ejército Nacional.

Algunos de los fuertes golpes asestados a las estructura criminales por parte de la Brigada XI del Ejército, presidida por el Coronel Jaramillo, fue las disminución del más del 50% de los integrantes de la Compañía Gerardo Guevara de las FARC.

Lea también  Mejorar los chocolates que se elaboran a partir del cacao cordobés es una apuesta de la Unicórdoba

Así mismo se destaca la lucha contra los cabecillas de las Bandas Criminales que delinquen en Tierralta y Ayapel, según Jaramillo, la mayoría de estos ya fueron capturados y sometidos a la justicia.

Según el Coronel Jaramillo, una de sus tareas pendientes, fue la captura de Roberto Vargas Gutiérrez, alias ‘Gavilán’, jefe máximo de la banda criminal ‘los Urabeños’ en Córdoba, Sucre y Antioquia.

Alias Gavilán perteneció a los grupos paramilitares desmovilizados en Ralito, posteriormente se alió con los Hermanos Juan de Dios y Dairo Úsuga para conformar la temible organización criminal llamada “Urabeños” o Clan Úsuga.

Este sujeto es acusado de ordenar el homicidio de los dos estudiantes de la Universidad de los Andes en San Bernardo del Viento, y tiene una historia de por lo menos 15 años en armas en el noroccidente del país.

Lea también  Así será el recorrido para la segunda edición de la Río Media Maratón



Join the Conversation

Join the Conversation