Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Niño con hidrocefalia no ha sido operado por incumplimiento de Fiduprevisora

Cereté. La Docente Mariela Pereira Salazar, denunció un caso de presunto incumplimiento a un fallo de tutela, el cual ordena al Fondo Nacional de Prestaciones Sociales del Magisterio (Fiduprevisora), afiliar al régimen especial en salud, a su hijo adoptivo de 14 años de edad, para...


Cereté. La Docente Mariela Pereira Salazar, denunció un caso de presunto incumplimiento a un fallo de tutela, el cual ordena al Fondo Nacional de Prestaciones Sociales del Magisterio (Fiduprevisora), afiliar al régimen especial en salud, a su hijo adoptivo de 14 años de edad, para someterlo a una cirugía que necesita con urgencia.

Al niño, en febrero de este año le diagnosticaron hidrocefalia, una enfermedad que consiste en la acumulación excesiva de líquido dentro del cráneo, lo que a la postre destruye los tejidos cerebrales.

Desde ese día, la docente ha emprendido una dura batalla jurídica, buscando que el menor sea reconocido como  hijo suyo y por ende amparado por el régimen especial en salud del magisterio.

Una de las tutelas impuestas, fue fallada el pasado 20 de junio a favor de la docente y el menor, ordenándole a Fiduprevisora, afiliar al niño en calidad de beneficiario de la docente; trámite que debía cumplirse en un término no mayor a 48 horas.

Sin embargo, cuenta la desesperada madre, que hasta la fecha Fiduprevisora no ha cumplido lo ordenado por la Juez Promiscuo Municipal de Cereté con el agravante del deterioro progresivo de la salud del menor.

Por su parte, la IPS Medicina Integral, Institución prestadora de los servicios de salud al magisterio en Córdoba y a quien también ordenaron en la tutela atender al menor, asegura no tener competencia en el tema de afiliaciones al régimen especial pues por Ley es responsabilidad de Fiduprevisora.

De acuerdo con Medicina Integral, no se puede hablar de vulneración de derechos por parte de dicho prestador, debido a que legalmente el menor no está amparado por el régimen especial,  pues la docente no tiene la custodia total sobre él a pesar que lo adoptó cuando el niño tenía tan solo 4 meses de vida.

Según la Clínica, “La docente debió legalizar la custodia, para que el menor estuviera afiliado y bajo el amparo legal que establece el pliego de condiciones del régimen especial”.

“En ningún momento negamos servicios de salud, somos prestadores de servicio, igual que las otras clínicas, este joven que la señora llama hijo adoptivo, legalmente no es hijo de educador, por lo tanto no lo acobija la Ley 91 de 1989”, explicaron voceros de Medicina Integral.

Por lo pronto, mientras se dirimen todos los trámites legales, el pequeño Juan Andrés,  no puede salir de casa, seguir con sus estudios de octavo grado, y se priva de jugar con los otros niños, por cuenta de la minucia jurídica del sistema de salud colombiano.

Actualización:  A través de su cuenta en Twitter, Fiduprevisora informó que el niño fue afiliado como beneficiario y el trámite médico lo debe realizar su familia.



¿Qué opinas de esto?