Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Justicia y garantías piden familiares de víctimas de Policía, en Montería

A esta hora se lleva a cabo las audiencias de imputación y solicitud de medida de aseguramiento contra el agresor.


“Justicia y que no haya privilegios ni prebendas contra ese asesino”, es lo que piden con lágrimas en sus ojos e inmenso dolor los familiares de Jorge Luis “El Pipa” Noriega Medrano, Pedro Luis Cárdenas y Víctor Julio Arroyo, quienes murieron en la madrugada del pasado domingo en medio de una riña durante una fiesta, en donde el policía Wilmer José Palencia disparó con su arma de dotación contra los hombres, quitándoles la vida.

Actualmente se lleva a cabo la audiencia de imputación de cargos por Homicidio Agravado Homogéneo y solicitud de medida de aseguramiento en contra del patrullero que fue capturado luego de cometer los asesinatos; en una clínica de la ciudad el sujeto llegó luego de presuntamente autoinflingirse una herida en su mano izquierda.

José David Noriega, hermano del exboxeador, “Pipa” Noriega pide que no quede impune el homicidio de su familiar y sus dos amigos, de quiénes asegura “eran trabajadores humildes que no se metían con nadie”, reclaman así mismo que no haya ningún tipo de beneficios judiciales contra el responsable, ya que temen que por hacer parte de la Fuerza Pública tenga prebendas en el cumplimiento de la pena.

“No es justo que por ser policía vaya a tener beneficios, lo que hizo no tiene perdón, pedimos que pague por el dolor que hoy sufrimos tres familias”, expresó.

A su turno, María Cárdenas, hermana de Pedro Luis Cárdenas, otra de las víctimas, y quien se desempeñaba en una empresa de instalación de oficina, cuestionó que no la dejaran entrar a la audiencia, y el hermetismo que se ha llevado a cabo, en el trascurso del proceso.

“¿Porqué no nos dejaron entrar a la audiencia?, algo están tapando, solo le pido a Dios que se haga justicia, porque no es justo que una persona le quite la vida a otra, y lo peor es que es un policía, estoy indignada, mi esposo es policía, pero al que actúa mal deben castigarlo”, manifestó la acongojada mujer, a las afueras del Palacio de Justicia de Montería.



¿Qué opinas de esto?