Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Implicaciones del levantamiento de la veda a comercializar piel de caimán de aguja

Según las autoridades ambientales no se trata de un ecocidio, sino de un aprovechamiento responsable.


Montería. A raíz de la polémica nacional por el levantamiento de la veda para comercializar piel y carne del caimán de aguja, se conoció un pronunciamiento del Instituto Humboldt, donde aclara algunas consideraciones sobre la medida ampliamente rechazada por ambientalistas.

Según la entidad, se trata de una veda parcial solo aplicable al departamento de Córdoba, específicamente en la bahía de Cispatá, Tinajones, La Balsa y sectores aledaños, únicos lugares en el mundo donde existe un programa de conservación de la especie que inició hace 20 años con el objetivo de hacer un aprovechamiento sostenible.

Foto: Caimán Aguja. Mónica Morales / Instituto Humboldt

Es decir, antiguos cazadores se convirtieron en conservacionistas para lograr equilibrar las cargas de la especie y dos décadas después empezar a hacer un aprovechamiento responsable de la especie que estuvieron a punto de extinguir.

Aclara el Instituto Humboldt que la veda se aplica a los huevos del caimán de aguja y no a la población que habita en la zona manglárica. Solo una mínima parte de la población será criada con fines comerciales y la otra devuelta al hábitat natural para mantener el equilibrio.

Los animales no se van a sacar del medio natural, se va a hacer ‘rancheo’, capturar los huevos cuando hay reproducción y se ponen en incubadora y parte de eso se usa y la otra parte se va al medio natural como liberación para estabilizar las poblaciones.

De esta actividad dependen cientos de familias que históricamente se dedicaban a la caza, pero que a partir de ahora harán ‘zoocría’ con parámetros establecidos por autoridades ambientales, monitoreo y seguimiento.

En el resto del país y del mundo el caimán de aguja sigue siendo una especie de categoría apéndice 1 (en peligro crítico) , cuya caza continúa prohibida, explicaron fuentes consultadas por este medio.



¿Qué opinas de esto?