Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

La obra ha contribuido a preservar el entorno y la comunicación entre el hombre y el medio ambiente.


Montería. La Ronda Norte en Montería es un escenario ejemplo de transformación que integra múltiples usos que van desde la cultura ciudadana, observatorio ambiental, recreación, conservación de recursos naturales y educación ambiental.

Es una zona que permite sensibilizar al ciudadano sobre la importancia de conservar el río Sinú, en el marco del desarrollo sostenible.

El Sinú es tan majestuoso como susceptible a la ocurrencia de procesos morfodinámicos, lo cual se ve acelerado e intensificado por procesos de intervención del entorno, generando principalmente fenómenos de erosión.

El Parque Lineal Ronda Norte en el tramo entre la calle 56 A y la calle 62B, a la orilla del río Sinú, no fue ajena a la erosión creciente en toda la ribera, cerca de la vía paralela al mismo con la Avenida Circunvalar.

Los efectos de la erosión en esta zona, sumado a su vulnerabilidad por la falta de obras para su control pusieron en situación de alto riesgo las obras del proyecto de mirador, ciclo ruta y mobiliario urbano, adicionalmente a la única vía de acceso a la ciudad.

La CAR CVS intervino y buscó una solución

La Autoridad Ambiental, conocedores de la problemática formularon un proyecto ante el OCAD ambiental, para con recursos de regalías, financiar la construcción de una obra de estabilización definitiva y protección de la orilla.

Se trata de una gigantesca muralla de 520 metros lineales que además mitiga el riesgo por inundación y detiene la erosión acelerada en la orilla de la margen derecha del río que amenazaba con barrer a la Ronda Norte.

Los componentes principales del proyecto fueron: instalación de enrocado de protección, de gavión en geomalla, hincado de pilotes de acero, suministro e instalación de riostras, reforestación con especies nativas arbustivas y empradizado de taludes.

Con la ejecución del proyecto se consiguió disminuir el proceso erosivo en el sector intervenido, actualmente 4 años después de terminada obra, la misma se encuentra en buenas condiciones, el talud estable y empradizado.

Las estructuras construidas para estabilizar las orillas y mitigar los procesos erosivos, protegieron la orilla afectada, evitando rompimiento del talud del río protegiendo no solo la infraestructura, sino a los transeúntes ciudadanos.

La obra en mención ha contribuido a preservar el entorno y la comunicación entre el hombre y el medio ambiente. Adicionalmente beneficio a más de 460.000 personas.

Proyecto destacado por buen uso de regalías

Este proyecto ejecutado por la Corporación Autónoma Regional de los Valles del Sinú y San Jorge, CVS, con recursos del Sistema General de Regalías, se caracterizó por ser un ejemplo a nivel nacional, desatancándose por su eficacia y eficiencia al promover la sostenibilidad ambiental.

De hecho, fue postulado para el premio ‘Regalías bien invertidas’ del DNP y la Universidad del Rosario en su tercera edición, por incentivar las buenas prácticas a nivel local, eficacia y eficiencia al promover la participación ciudadana, la integración regional, la equidad, la innovación, la generación de ingresos sostenibles, la sostenibilidad ambiental y la representación de grupos étnicos.



¿Qué opinas de esto?