Proponen que diferendo limítrofe entre Córdoba y Antioquia se resuelva por conciliación

En el IGAC se adelanta este jueves una audiencia de fijación de límites. Córdoba puso toda su artillería jurídica en la defensa del territorio.


Montería. Que los gobernadores de Córdoba y Antioquia lleguen a una conciliación y de manera amigable diriman el conflicto limítrofe entre ambos departamentos, es la propuesta lanzada por el representante a la Cámara por Antioquia, Juan Espinal Ramírez, expresidente de la Comisión de Ordenamiento del Congreso.

“Acá estamos hablando no de uno sino de 170.000 kilómetros de diferencia, iniciamos en el Urabá, pasamos por el Bajo Cauca, incluso tocamos parte del municipio de Ituango, prácticamente tres subregiones de Antioquia versus el territorio de Córdoba y nosotros tenemos un mal antecedente con Belén de Bajirá”, indicó el representante antioqueño.

Sostuvo que lo más sano para ambos departamentos en llegar a una conciliación respetando los debidos procesos, para evitar que el caso llegue al Senado donde finalmente tendrá que ser definido o evitar que se politice.

Lea también  Aprobados $39 mil millones para biblioteca pública de Unicórdoba

“El Instituto Geográfico Agustín Codazzi ha sido muy riguroso en el estudio de análisis técnico también lo ha hecho el departamento de Córdoba y por supuesto Antioquia en las diferentes mesas de trabajo, reiteramos entonces el llamado respetuoso a los gobernadores para que se solucione esto de una forma amigable y que no tenga que llegar a estas instancias”, agregó.

El representante dijo desconocer las denuncias de injerencia temprana en territorio cordobés por parte de Antioquia y señaló que son temas delicados que pondrá en conocimiento del gobernador de ese departamento para su análisis.

En el IGAC se adelanta este jueves una audiencia de fijación de límites, el departamento de Córdoba puso toda su artillería jurídica en la defensa del territorio.

Lea también  “La violencia en Córdoba no cesó tras la firma del acuerdo de paz”: Procuradora

Reconoce el representante Espinal Ramírez que la zona en disputa hay intereses estratégicos en materia de minería, agua y otros recursos.

Finalmente invito a que la situación sea dirimida porque “en este tipo de circunstancias los que más sufren son las poblaciones, porque al haber incertidumbre administrativa, ninguno de los gobiernos invierte en detrimento de la calidad de vida”.



Join the Conversation

Join the Conversation