“Muchos de los afectados por lluvias en Córdoba siguen sin recibir ayudas”: Defensoría

El defensor regional del Pueblo, señaló que se puede observar cierta negligencia por parte de las entidades encargadas de atender a los damnificados.


Montería.   La temporada de lluvias reciente en el departamento de Córdoba dejó más de 50.000 personas afectadas, sin embargo, muchas de ellas no han recibido ayuda alguna, denunció el Defensor Regional del Pueblo en Córdoba, Ricardo Madera Simanca. La entidad está llevando a cabo un análisis de la distribución de ayudas de la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo.

El defensor regional señaló que se puede observar cierta negligencia por parte de la entidad nacional y algunas administraciones locales para atender las emergencias provocadas por las lluvias.

Madera Simanca instó a las autoridades municipales y a la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo a aprovechar la temporada seca, en la que los ríos Sinú y otros afluentes están bajos, para realizar obras de mitigación que impidan futuras inundaciones, ya que se prevé que la próxima temporada de lluvias comience a principios de abril.

Lea también  Recompensa de $20 millones por autores de la masacre de San Carlos, Córdoba

Además, Madera Simanca ha recibido denuncias de líderes comunitarios del bajo Sinú, que alertan de que los puntos por donde se rompió el río están comenzando a derrumbarse a medida que el nivel del agua ha bajado. Por lo tanto, señaló el funcionario, es el momento adecuado para intervenir.

Según datos de la Unidad Departamental de Gestión del Riesgo, al menos 50.000 personas resultaron damnificadas en Córdoba durante la temporada de lluvias pasada, principalmente en los municipios de Ayapel y Lorica. Ayapel fue afectada por las inundaciones provocadas por la rotura del Río Cauca en Cara de Gato, mientras que Lorica sufrió daños en decenas de puntos críticos del Río Sinú.

Lea también  Campesinos presentan pliego de peticiones para levantar bloqueo en el puente San Jorge