Las medidas que siguen vigentes en Córdoba en diciembre y las que se levantaron

Aunque la Gobernación no decretó toque de queda ni pico y cédula, serán finalmente los alcaldes los que decidan si las aplican en los municipios.


Montería. Desde este primero de diciembre rige un nuevo decreto para los municipios del departamento de Córdoba, donde se detallaron las medidas para afrontar este último mes del año en medio de las limitantes por la pandemia del COVID-19.

En esta ocasión la Gobernación de Córdoba no fijó un toque de queda departamental, esta medida se levantó, sin embargo, dejó a potestad de cada alcalde para que, de acuerdo con su nivel de afectación lo pueda en cualquier momento instaurar.

De igual forma se levantó para todo el departamento la medida del pico y cédula, pero serán los alcaldes de cada municipio quienes determinen si esta medida de control de aforos se mantiene vigente durante diciembre o definitivamente se levanta.

Lea también  En Chimá hicieron entrega de herramientas a productores agrícolas

Alcaldes tienen la última palabra

Actualmente varios municipios mantienen la medida del pico y cédula, pero únicamente para realizar diligencias bancarias como es el caso de Montería, que desde hace varios meses levantó el pico y cédula para el resto del comercio.

No obstante, cada municipio de acuerdo al desarrollo de la pandemia podrá adoptar las medidas que le confiere el decreto para preservar la seguridad, el orden público y la vida de sus habitantes.

El decreto 563 sí deja clara algunas prohibiciones, entre ellas la imposibilidad de realizar eventos públicos o privados que impliquen aglomeraciones de personas, de conformidad con las disposiciones que expide el Ministerio de Salud.

Lea también  Revisarán servicios y atención de las EPS en la zona del alto Sinú

Discotecas seguirán cerradas, bares sí pueden funcionar

Las discotecas y lugares de baile seguirán cerradas durante todo el mes de diciembre, no así los bares que ya tienen un piloto de apertura y su funcionamiento está ceñido a protocolos y control de los aforos.

Aunque no se decretó ley seca, porque se puede comercializar licor, sí quedó prohibido su consumo en espacio público, así como en elementos constitutivos de la propiedad privada como antejardines y terrazas.

El uso del tapabocas es obligatorio para quien transite por espacios públicos y las autoridades están llamadas a hacer cumplir esta medida aplicando los correctivos del código de Policía.

Sin restricciones a la movilidad

Lea también  Más de $25 mil millones serán invertidos en Mateo Gómez: alcalde de Cereté

Con respecto a restricciones a la movilidad no hay ningún tipo de medida vigente a nivel departamental, sin embargo, los alcaldes tienen la potestad de restringir la circulación de motocicletas, imponer pico y placa para vehículos o cerrar barrios y sectores en caso de observar un incremento inusitado en los casos de COVID-19.

Se aclara que este decreto no tumba las prohibiciones que cada municipio tiene en materia de movilidad, es decir que en Montería seguirá la restricción al parrillero los martes y jueves, así como la prohibición de ingresar al centro de la ciudad a motociclistas con acompañante de lunes a viernes entre la Av Primera con carrera séptima hasta la calle 41.

 



Join the Conversation

Join the Conversation