La lucha jurídica de 50 abogados para que el loro Vitricio sea devuelto a sus tenedores

El colegio de abogados de Risaralda se interesó en el caso e interpondrían acciones para que el loro sea devuelto a sus tenedores.


Montería. Comenzó una lucha jurídica a la que se sumaron un grupo de 50 abogados para que por medio de acciones legales el loro Vitricio, decomisado por la Policía Ambiental en Córdoba, pueda volver al hogar donde ha estado los últimos 35 años.

Este caso ha desatado toda una polémica jurídica, pues al tratarse de una especie silvestre en peligro, la Corporación Ambiental CVS argumenta que la tenencia de este tipo de animales está taxativamente prohibida en la Ley, sin embargo, el loro ha vivido casi cuatro décadas con sus tenedores, hasta el punto que lo consideraran parte importante de la familia.

Lea también  Córdoba quiere financiar proyectos de conectividad con recursos de regalías

El caso llegó hasta el centro del país en el departamento del Risaralda, donde el colegio de abogados se interesó en el caso y aseguraron que analizan la situación en detalle para hallar el marco legal aplicable y lograr que este animal sea devuelto a sus tenedores.

Señalan que este caso podría generar un precedente jurisprudencial en este tipo de situaciones, toda vez que las condiciones fitosanitarias del animal no le permitirían volver a su hábitat natural, por falta de adaptación y además porque su visión es deficiente.

El loro Vitricio ha vivido durante los últimos 35 años al lado de la familia de Elva Castellanos, una anciana de 102 años que recibió el loro como un regalo de su esposo.

Lea también  Consejo de Estado mantuvo la elección del gobernador de Córdoba, Orlando Benítez

Mientras las acciones legales encienden motores, el loro permanece bajo la custodia de la corporación ambiental CVS en el Centro de Atención y Valoración de Fauna CAV.

Las personas que han tenido el loro durante más de 30 años señalan que si es devuelto al bosque morirá porque está ciego, lo cual le impedirá valerse por sí solo.



Join the Conversation

Join the Conversation