CVS hace monitoreo de volcanes de lodo en Córdoba, tras erupción en Necoclí

Instó a las autoridades de municipios en zona de riesgo a tomar las medidas en caso de registrarse actividad.


HTML5 logo

Montería. La Corporación Autónoma Regional de los Valles del Sinú y San Jorge CVS, activó alertas para varios los municipios de Córdoba, especialmente aquellos que tienen volcanes de loco en sus territorios, tras los eventos acontecidos en Necoclí, Antioquia.

Adicionalmente se reforzará el monitoreo constante de los volcanes de lodo en Canalete, San Antero y Puerto Escondido, a fin de detectar actividad inusual, emanación de gases y actúa con prontitud en caso de registrarse.

Explica la autoridad ambiental que los volcanes de lodo y otro tipo de formaciones están ubicadas en el llamado cinturón del Sinú, por eso la actividad del volcán de Necoclí debe activar las alertas en la región.

No hay forma de evitar este tipo de erupciones, pero es posible llevar registro de la actividad de los volcanes y actuar a tiempo en caso de presentarse algún tipo de novedad.

Lea también  Clínicas en Córdoba advierten que ritmo acelerado de contagios los lleva al colapso

La alerta de la CVS se extiende para Los Córdobas, Puerto Escondido, Moñitos, San Bernardo del Viento, San Antero, Canalete y Valencia.

La autoridad ambiental pidió a los habitantes de zonas aledañas a este tipo de formaciones estar muy atentos a cualquier tipo de movimiento inusual o emanación de gases y entregó las siguientes recomendaciones:

Es recomendable aplicar medidas tendientes a desestimular o restringir la presencia de personas en un radio de 250 – 400 m alrededor de los centros de emisión de lodos, tanto activos como inactivos hasta tanto las señales de actividad se estabilicen o desaparezcan.

  • Se recomienda resguardarse durante la probable ocurrencia de esta clase de fenómenos.
  • Realizar monitoreo visual diario de las bocas de los volcanes de lodo tanto de las que están activas como las inactivas.
  • Prestar especial atención a la aparición y formación de nuevos agrietamientos, formación de nuevas bocas, la disminución súbita del burbujeo (burbujas/ minuto) o la expulsión violenta de gases y reporte de ruidos al interior de la estructura “volcánica de lodo”.
  • Es de vital importancia conocer en detalle el estado actual de las estructuras “volcánicas de lodo”, en particular aquellas que han tenido actividad eruptiva reciente y se encuentran parcial o totalmente colonizada.
  • Monitoreo y la obtención de mosaicos fotográficos con drone con una periodicidad en lo posible mensual, con el fin de obtener inicialmente información base de las estructuras “volcánicas” y después hacer un seguimiento evolutivo de las mismas.
  • Datos como: dimensiones del “volcán de lodo”, tipo de bocas presentes con, ubicación, morfometría (alturas, diámetro base amplitud de bocas), flujos de lodo, dirección y características de las fracturas, tipos de cobertura vegetal, infraestructura (Vías, viviendas), son de vital importancia para la evaluación de amenazas y riesgos.
  • Es recomendable emprender campañas educativas entre la población, tendientes a hacerle conocer a la misma, las causas y consecuencias de los fenómenos geológicos que se pueden presentar en la región, tales como “volcanismo de lodos”, sismicidad y remoción en masa.
Lea también  Llegaron a Colombia las primeras 480.000 vacunas de Janssen

 



Join the Conversation

Join the Conversation