Córdoba y su radiografía en los temas sensibles que abordará el nuevo gobernador

Educación, competitividad, seguridad, accidentalidad y violencia intrafamiliar entre los ejes abordados.


Montería. El discurso de posesión del gobernador de Córdoba, Orlando Benítez fue una radiografía de los ejes claves en los que su gobierno deberá trabajar para ganarle la carrera a la desigualdad.

El mandatario sostuvo que hoy Córdoba se encuentra en el vergonzoso puesto 22 de competitividad a corte de la medición de 2018, un rezago del cual le ha costado salir, pero que precisa de todo el compromiso institucional.

También se refirió al puesto 13 en cobertura de educación primaria y educación secundaria entre 32 departamentos de Colombia, y al puesto 18 qué ocupa el departamento en calidad educativa.

Hay un rezago en los resultados de las pruebas Saber 11 que ubicaron al departamento en la posición 19 de 32 y en las pruebas saber de quinto grado, el las cuáles quedó relegado al puesto 24.

El gobernador de Córdoba sentenció que estas mediciones obligan a trabajar en una mayor cobertura de educación superior, para que cada vez más jóvenes puedan acceder a una formación para sus vidas.

Tristemente Córdoba ocupa el último puesto en cobertura educación técnica y tecnológica en Colombia, lo que marca un reto enorme, entendiendo a la educación como motor principal de movilidad social.

En materia de seguridad, Benítez expresó que, si bien atrás quedaron las oscuras épocas de la violencia, aún se ciernen sobre Córdoba los fantasmas del resurgir de grupos neoparamilitares y bandas del crimen organizado.

A corte de 2019 en Córdoba se registraron 365 homicidios, 646 hurtos a residencias, más de 800 casos de hurto a comercio y 2.177 casos de hurto a personas.

Mención merecen las muertes por accidentes de tránsito, 242 cordobeses perdieron su vida en carreteras de este departamento en 2019 y más de 1130 resultaron lesionados por accidentes, lo cual demuestra otro reto para trabajar.

La violencia sexual, específicamente contra niños, niñas y adolescentes, en más de 515 casos en 2019 y 1392 casos de violencia intrafamiliar en el año que recién termina, son una alerta para mirar hacia ese flagelo y combatirlo.

“Significa está radiografía que la tarea de la mano de la Fuerza Pública, debe continuar para proteger cada centímetro de nuestro Departamento y mejorar la seguridad de nuestra gente. Es necesario fortalecer las campañas de valores, convivencia y familia e indiscutiblemente robustecer las acciones de seguridad vial”, puntualizó el gobernador.



¿Qué opinas de esto?