Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Así se distribuirán los 540 mil afiliados de la EPS Comfacor

Los afiliados serán traslados a las EPS Mutual Ser, Nueva EPS, Cajacopi y Coosalud, sobre las que no hay medidas de vigilancia especial, ni restricción de afiliación.


Córdoba. Una vez la Superintendencia Nacional de Salud confirmó la liquidación del programa de salud de Comfacor, el plazo de la entidad para trasladar a sus afiliados es hasta el 31 de marzo.

Son más de 540 mil usuarios de la EPS de la Caja de Compensación de Córdoba, distribuidos en 74 municipios, su mayoría en el departamento de Córdoba y también en Atlántico, Magdalena, Cesar, Bolívar y Sucre.

Los afiliados serán traslados a las EPS Mutual Ser, Nueva EPS, Cajacopi y Coosalud, sobre las que no hay medidas de vigilancia especial, ni restricción de afiliación por parte de la Supersalud.

Así será la distribución y traslado de usuarios a las EPS receptores:

  • Los grupos familiares sin pacientes con patologías de alto costo se distribuirán el 50% en partes iguales entre las EPS que operen en cada municipio y el restante 50% en forma proporcional al número de afiliados de las EPS en cada departamento.
  • Los grupos familiares que tengan pacientes con patologías de alto costo, es decir, pacientes trasplantados, con VIH, renales, diagnosticados con hemofilia, entre otros, se clasificarán en forma independiente de los demás grupos familiares y se distribuirán aleatoriamente entre las EPS que operen en el municipio en forma proporcional a su número de afiliados.
  • Comfacor deberá garantizar, hasta el 31 de marzo la normal atención y prestación del servicio para todos sus afiliados en los seis departamentos donde tiene presencia, sin interrupción y con todas las garantías; así mismo, la continuidad de todas aquellas autorizaciones, cirugías y tratamientos que están aprobados o en curso, sin afectar sus derechos en salud.
  • Tanto Comfacor como las EPS que acogerán a los afiliados a partir del 1 de abril, deberán garantizar la continuidad de aquellas autorizaciones, cirugías y tratamientos que están aprobados o en curso y la prestación de los servicios, sin afectar sus derechos en salud.
  • Comfacor debe garantizar que su red de atención continúe habilitada al 100%, hasta el 31 de marzo, y estas IPS no podrán negarse, en ningún momento, con la prestación del servicio.
  • La Superintendencia Nacional de Salud hace un llamado a la red de prestadores de Comfacor, es decir, a las clínicas y hospitales, para que no suspendan el servicio a los afiliados a este programa de salud. Así mismo, que lo hagan bajo los criterios de calidad y oportunidad, y sin ningún tipo de barreras administrativas.
  • Comfacor deberá destinar los recursos que recibe del Gobierno Nacional para la atención en salud, al pago de la prestación de los servicios que los afiliados requieran hasta el 31 de marzo.


¿Qué opinas de esto?