Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Dato: Italia seria el primer país de occidente en dar licencia por periodo menstrual

Italia se encuentra a punto de aprobar una ley que otorgaría tres días de descanso por mes por motivo del periodo menstrual, la iniciativa se debate en la cámara baja del parlamento de esa nación y ha desatado distinta posiciones. De momento el parlamento italiano...


Italia se encuentra a punto de aprobar una ley que otorgaría tres días de descanso por mes por motivo del periodo menstrual, la iniciativa se debate en la cámara baja del parlamento de esa nación y ha desatado distinta posiciones.

De momento el parlamento italiano se encuentra estudiando el proyecto de ley que permitiría a los empleadores dar tiempo libre a las mujeres por el dolor menstrual. De aprobarse la ley, las italianas serían las primeras mujeres en occidente en contar con tres días al mes en lo que es por esta situación tendría derecho a no asistir al trabajo. “En lo sucesivo a lo denominado ‘permiso menstrual‘, se deben a trabajar una contribución completa e indemnización de ciento 100 por ciento del salario diario”, dice el proyecto en el artículo primero.

Para muchos la medida parece inusual, hay que tener en cuenta que en Japon hace más de 50 años se les da descanso médico a las mujeres por dolor menstrual. Corea del Sur, Taiwán e Indonesia también adoptaron esta legislación. Miriam Goi en su columna en Vice Italia criticó que en Asia existe la creencia popular supersticiosa de que “si las mujeres no descansan en esos días tendrán dificultades a la hora del parto”. Esta razón explicaría el auge de la medida en países de Asia.

En el caso del proyecto de ley italiano, explica el portal del diario Il Messagero de Roma, que para poder acceder a la licencia debe probarse por medio de un certificado expedido por un médico que acredite que la mujer padece dolor. El documento tendría validez durante un año y una vez cumplido el tiempo deberá renovarse.

Goi, en su cuenta de Twitter, afirmó que “podría ser contraproducente porque sin ninguna protección adicional, los empleadores italianos podrían discriminar las trabajadoras cada vez más”.

Este proyecto, al ser el único de su tipo en Europa, llamó la atención de otros países a nivel global. Algunos piensan que podría aprovecharse para que empresarios contraten más hombres que mujeres. Pero también ha habido posiciones a favor, como la de la feminista Irene Facheris, quien dijo que la normativa reconoce el dolor que muchas mujeres tienen que soportar durante el ciclo menstrual”.



¿Qué opinas de esto?