www.radio.larazon.co

Vigilante fallecido habría conversado con Uribe Noguera al momento de ingresar con Yuliana

Los últimos detalles entregados por las autoridades, dan cuenta que ya se tienen los registros de siete cámaras de seguridad del edificio Eqqus 66, donde fue encontrada muerta la niña de siete años Yuliana Samboní, el pasado domingo 4 de diciembre. Según registra Noticias Caracol,...


Los últimos detalles entregados por las autoridades, dan cuenta que ya se tienen los registros de siete cámaras de seguridad del edificio Eqqus 66, donde fue encontrada muerta la niña de siete años Yuliana Samboní, el pasado domingo 4 de diciembre.

Según registra Noticias Caracol, presuntamente en una de las grabaciones que son analizadas por el grupo de agentes norteamericanos que colaboran en la investigación en coordinación con la Fiscalía; al ingresar Rafael Uribe Noguera, presunto asesino de la menor, al edificio, éste conversa en el sótano por cerca de 5 minutos con el vigilante Fernando Merchán, quien estaba de turno ese día, y el cual apreció muerto en extrañas circunstancias, la mañana del viernes pasado, en su residencia.

Al parecer, el vigilante, quien ya había declarado inicialmente ante la Fiscalía por el hecho, tenía conocimiento que Uribe Noguera ingresó con la niña cerca de las 9:40 de la mañana de ese fatídico día, por lo cual presuntamente ante órdenes del arquitecto, no permitiría el acceso a los hermanos de este, Catalina  y Francisco, quienes llegaron cerca de las 3 de la tarde de ese día, luego anotaría en la minuta, el ingreso ante la insistencia de los Uribe Noguera.

Medicina Legal entregará en las próximas horas, el reporte de la necropsia realizada al cuerpo del vigilante, lo cual determinaría las causas de su muerte. Inicialmente se reveló que el cadáver presenta cinco heridas con arma cortopunzante, en piernas, cuello y muñecas.

La hija de Merchán manifestó que desde el domingo, cuando ocurrió el fatídico hecho, su padre se vio pensativo, preocupado e incluso “dejó de comer”. Las autoridades encontraron una nota en la residencia, donde presuntamente el vigilante declara que es inocente, y que “no quería dañarles la Navidad, ni volver a la cárcel”. Según las autoridades, el hombre habría pagado una condena por microtráfico, años antes.



¿Qué opinas de esto?